07 abril 2010

Devengo / Grietas

3 comentarios:

Marco Chandía dijo...

La imagen es demasiado difusa; el azul opaca toda la realidad, pero a medida que el texto se digiere se va abriendo y haciendo visible, como la luz que arriba penetra, el cuadro que representas.

Marco Chandía dijo...

La mano no es sólo palma, sino también eso visible, y bello, y expuesto: el dorso, que, como el fondo, es blanco, suave y tierno, como el tuyo.

Anónimo dijo...

Devengo en bala... me agrada que nos ilumines de improviso
besos múltiplos,
sacha y uanaadi.